¿Cómo saber si mi pulso cardiaco es normal?

La frecuencia cardiaca normal, en reposo, caría entre 60 y 100 latidos por minuto (bpm). Cuando los latidos están acelerados, sobre 100 bpm, se considera taquicardia. Una frecuencia cardiaca baja, inferior a 60 bpm, es considerada bradicardia.

Para saber si su pulso cardiaco está dentro de lo normal, basta con tomar su pulso. Para ello, debe permanecer en reposo, de preferencia acostado, por al menos 5 minutos. Después, mientras sigue acostado, colocar las puntas de sus dedos índice, medio y anular sobre la muñeca. Continuar leyendo →

Taquicardia

Taquicardia: qué es y qué puede causarla

¿Qué es taquicardia?

Taquicardia se refiere a la aceleración de los latidos del corazón por arriba de la frecuencia considerada normal. En adultos, este valor es de 100 latidos por minutos. En niños, el valor es variable, aumentando conforme menor es la edad. Continuar leyendo →

Taquicardia sinusal

Taquicardia sinusal: síntomas y tratamiento

La taquicardia sinusal es una situación que ocurre en situaciones normales como después de hacer ejercicio, fiebre, consumo de cafeína o después de alguna preocupación intensa, aunque también puede aparecer en situaciones más graves como un infarto de miocardio, embolia pulmonar, hipotensión, sepsis, etc.

¿Cuáles son los síntomas?

Continuar leyendo →

Ritmo cardiaco acelerado

Ritmo cardiaco acelerado: causas y qué hacer

¿Cuáles son las causas?

Existen diversas causas del ritmo cardiaco acelerado. Al realizar actividad física o en situaciones de estrés, ansiedad o emociones fuertes, por ejemplo, el aumento de la frecuencia cardiaca se considera normal. Sin embargo, cuando la persona está en reposo y la frecuencia cardiaca sobre pasa los 100 latidos por minuto sin razón aparente, es necesario investigar. Continuar leyendo →

Ritmo cardiaco bajo: ¿qué puede ser?

Los latidos cardiacos son considerados bajos cuando la frecuencia cardiaca es inferior a 60 latidos por minuto, una condición llamada bradicardia que puede tener diversas causas.

Los atletas y personas en buena condición física pueden tener una frecuencia cardiaca de reposo baja, de solamente 50 latidos por minuto o incluso menos. En estos casos, la bradicaria es considerada normal ya que es corazón de quien practica ejercicio regularmente es más eficiente para bombear la sangre y, por lo tanto, necesita menos contracciones. Continuar leyendo →