El bulto en la axila que tenía dejó de dolerme. ¿Es normal?

Hace unos 9 días noté que tenía un bulto grande, rojo y doloroso en la axila. Apliqué una crema y mejoró. A los pocos días se había encogido y ya no me dolía. Aún sigue ahí, pero es muy pequeño y no me causa ninguna molestia. Me han dicho que cuando duele, puede ser cáncer. Quisiera saber qué tipo de tumor puede ser este, pues al principio me dolía, pero ya no. ¿Puede ser linfoma?

Respuesta

Continuar leyendo →

Mi hijo tiene un bulto en el pecho. ¿Es normal?

Durante la lactancia materna, los bebés pueden presentar bultos en su pecho; no son graves, suelen durar pocos días y pueden ser aliviados con compresas frías. En niños de más edad o cuando los bultos permanecen por más de una semana, se recomienda acudir con el pediatra.

Tengo un bulto cerca de la oreja. ¿Puede ser cáncer?

Puede ser muchas cosas, incluyendo cáncer. Sin embargo, el cáncer es una enfermedad relativamente rara, por lo que es más probable que se trate de un quiste sebáceo o ganglio linfático inflamado. Acuda con un médico para ser evaluado.

Bulto en la cabeza. ¿Qué puede ser?

Un bulto en la cabeza, específicamente en el cuero cabelludo, puede ser señal de dermatitis seborreica, quiste sebáceo o hematoma.

Dermatitis seborreica

La dermatitis seborreica es una de las principales causas de bultos dolorosos en la cabeza. Se trata de una enfermedad de la piel que afecta sobre todo el cuero cabelludo a cualquier edad, incluso recién nacidos. Continuar leyendo →

Fibroadenoma: qué es, síntomas y diagnóstico

¿Qué es?

El fibroadenoma es el tumor benigno más común de seno, que surge en mujeres jóvenes (con menos de 30 años de edad) y puede notarse más fácilmente durante la menstruación.

¿Cuáles son sus síntomas?

Se manifiesta como uno o más pequeños bultos en la mama con las siguientes características: Continuar leyendo →

Bulto en la ingle. ¿Con qué médico acudir?

En casos de bulto en la ingle, la persona debe acudir con un médico familiar o general.

Los bultos en la ingle pueden ser señal de inflamación en las glándulas. Este proceso de aumento de la glándula es un mecanismo de defensa de nuestro organismo para combatir agentes agresores y posibles infecciones. Continuar leyendo →

Lipoma

Lipoma: qué es, síntomas y tratamiento

¿Qué es el lipoma?

El lipoma es un tumor benigno del tejido adiposo, que surge principalmente en el tejido subcutáneo, localizado justo debajo de la piel, sobre todo en la región posterior del cuello.

El lipoma es un tumor relativamente común, siendo más frecuente en mujeres. Generalmente aparece solo, aunque también puede ocurrir de forma múltiple. Se estima que cerca del 1 al 2% de la población mundial posee uno o más lipomas en el cuerpo.

Los lipomas no son comunes en niños, ni tienen relación con la obesidad o exceso de peso.

¿Cuáles son los síntomas?

El lipoma suele presentarse como una protuberancia pequeña y redonda que surge justo debajo de la piel, con una medida media de 1 a 3 cm de diámetro.

Hay casos raros en los que el tumor afecta grandes dimensiones, formando los llamados lipomas gigantes.

Las zonas del cuerpo en que los lipomas tienden a surgir son:

  • Tronco;
  • Brazos;
  • Piernas;
  • Hombros;
  • Detrás del cuello;
  • Axilas.

Los lipomas profundos pueden ocurrir en los músculos o bien dentro de las articlaciones.

Los lipomas normalmente no causan dolor, pero dependiendo de su localización pueden comprimir órganos y estructuras vecinas y provocar una seria de síntomas.

El diagnóstico puede realizarse simplemente por medio del tacto. En casu de duda, el médico puede solicitar un ultrasonido o biopsia para diagnosticar el tumor.

¿Hay cura? ¿Cómo se trata?

El lipoma es curable.

La cirugía para retirar el lipoma sólo es indicada solamente cuando, por su localización, el tumor causa malestar estético o comprime órganos y estructuras adyacentes, causando dolor, incomodidad u otras complicaciones.

De haber dudas sobre la benignidad del lipoma, el tratamiento quirúrgico también es indicado. En estos casos, el tumor suele presentar un crecimiento rápido, presenta dolor al tacto o presenta un aspecto endurecido.

La cirugía es simple y puede realizarse en el consultorio, con anestesia local y sedación, sin necesidad de internar al paciente.

La remoción quirúrgica del lipoma es la única forma de garantizar que no va a volver a crecer, pues retira el tumor en su totalidad, asegurando así la cura definitiva del problema.

El número de lipomas que pueden retirarse en la cirugía depende de las condiciones clínicas y personales del paciente, como enfermedades asociadas, medicamentos, trabajo, tiempo de recuperación, entre otras.

El dermatólogo es el responsable del diagnóstico del lipoma. El tratamiento quirúrgico puede ser realizado por el propio dermatólogo o por el cirujano general.

¿Es necesario remover los lipomas?

No, no todos los lipomas requieren ser removidos.

La cirugía para retirar el lipoma se aconseja solamente cuando la localización del tumor causa malestar estético o comprime órganos y estructuras vecinas, provocando dolor, incomodidas u otras complicaciones. Continuar leyendo →

Chalazión: cómo identificarlo y tratarlo

¿Qué es?

El chalazión es una hinchazón del párpado derivado de una inflamación de las glándulas sebáceas de esa zona.

¿Cómo identificarlo?

El chalazión se identifica por medio de la percepción de un bulto en el párpado. Por lo general, ocurre en uno de los párpados y se percibe una hinchazón mayor en una zona específica, pudiendo haber un punto doloroso. Continuar leyendo →