Queloide: qué es y cómo se trata

¿Qué es un queloide?

Un queloide es una cicatriz imperfecta que surge por una respuesta cicatricial (fibrosis) intensa del organismo, que extrapola los límites de un daño cutáneo causado por una inflamación, quemadura o incisión quirúrgica. Esto ocurre más frecuentemente en personas de raza negra y asiática. Puede ocurrir en cualquier parte del cuerpo, pero es más frecuente en los hombros, orejas, dorso y tórax anterior y raramente se desarrolla en las manos, pies, axilas o cuero cabelludo. El queloide raramente retrocede.

Para que el queloide surja, debe haber interacción entre las características de la piel de cada región, como grosos, pigmentación, cantidad de colágeno, presencia de glándulas y vellos.

Para controlar la manifestación de este problema, es necesario que el paciente informa al médico si hay historial de queloide en la familia o en la misma persona tras haber sido sometida a alguna cirugía.

No es posible prever si la cirugía causará una cicatriz de este tipo, incluso en paciente predispuestos. Sin embargo, el médico podrá adoptar medidas que disminuyan esta probabilidad, como iniciar el tratamiento 24 horas después de la cirugía.

Es importante diferenciar al queloide de la cicatriz hipertrófica, que también es una respuesta cicatricial exagerada del cuerpo, aunque, a diferencia de lo que ocurre en el queloide, se restringe a los límites d daño cutáneo y normalmente retrocede.

¿En qué consiste el tratamiento?

El queloide es curable. No obstante, el tratamiento suele ser desafiante, especialmente en las lesiones de más de 4 cm. Para el tratamiento, se pueden utilizar:

  • Corticoesteroides tópicos oclusivos o inyectables, que deben utilizarse con cuidados para evitar la atrofia de la piel (la piel se vuelve más fina, pálida y con los vasos visibles);
  • Placas de silicona;
  • Cirugías para reducir el queloide, realizando la incisión dentro del queloide para evitar que la lesión empeore. Muchas veces, dependiendo de la extensión de la lesión, podrá ser necesario realizar varias cirugías;
  • Radioterapia local y betaterapia;
  • Terapia fotodinámica;
  • Criocirugía (congelamiento de la zona con nitrógeno líquido);
  • Aplicación de láser después de la cirugía.

Se cree que la terapia combinada (cuando se utiliza más de un tipo de tratamiento) es más eficiente que la monoterapia. Para alcanzar resultados satisfactorios después del tratamiento, se debe realizar un tratamiento por al menos un años, para evaluar la posibilidad de recurrencia.

El tratamiento del queloide deberá ser realizado por el dermatólogo o cirujano plástico.

Última actualización el 19 de Abril de 2018 a las 02:04 am.

Atención: Este sitio web no proporciona asesoramiento médico, diagnóstico o tratamiento. Todos los contenidos son meramente informativos y en ningún caso puede sustituir la relación médico-paciente. Si tiene cualquier duda, por favor, acuda a su centro médico o especialista.

Temas relacionados