¿Perder peso muy rápido hace daño?

Perder peso muy rápido puede hacer daño, ya que cuanto más rápido ocurre la pérdida de peso, mayor es la pérdida de masa muscular, lo cual no es bueno.

Las dietas restrictivas, que causan una pérdida de peso súbita, hacen que el cuerpo queme músculos para obtener energía. El resultado es una pérdida de peso significativa en poco tiempo, aunque buena parte de esta se debe a la masa muscular que s consumida por el organismo.

Son dos los principales motivos por los que esto es perjudicial:

  1. Perder músculo perjudica la capacidad del cuerpo para quemar calorías y dificulta mantener el peso: Los músculos son fundamentales para acelerar el metabolismo, es decir que cuanta más masa muscular tenga la persona, más calorías quemará;
  2. Degradación de los órganos: Los casos más severos de adelgazamiento súbito pueden hacer que el cuerpo no sólo queme la proteína de los músculos, sino también de los órganos como el hígado, corazón y riñones.

Demás de la pérdida de la masa muscular, adelgazar muy rápido puede bajar los niveles de calcio y potasio en la sangre, lo cual puede causar:

  • Falta de calcio:
    • Calambres;
    • Aumento de la presión arterial;
    • Depresión;
    • Irritabilidad;
    • Ansiedad;
    • Uñas quebradizas;
    • Caries;
  • Falta de potasio:
    • Debilidad;
    • Calambres;
    • Náuseas y vómitos;
    • Aumento del azúcar en la sangre;
    • Paro respiratorio.
  • Perder peso muy rápido solamente es recomendado en casos específicos, cuando hay necesidad de adelgazar para una boda o para someterse a cirugía, por ejemplo.

Bajar de peso rápidamente inintencionalmente. ¿Qué puede ser?

Varias enfermedades y condiciones pueden provocar pérdida de peso. Algunas de ellas son:

  • Cáncer;
  • Depresión;
  • Diarrea crónica;
  • Medicamentos (anfetaminas, quimioterápicos, laxantes y medicamentos para la tiroides);
  • Uso de drogas, tabaquismo;
  • Anorexia, bulimia;
  • Hipertiroidismo;
  • Infecciones;
  • Diabetes;
  • Pérdida del apetito;
  • Desnutrición;
  • Úlceras en la boca, aparatos dentales, pérdida de dientes o cualquier otra situación que impida a la persona comer normalmente.

Para adelgazar saludablemente, se debe llevar una dieta indicada por un endocrinólogo, nutriólogo o nutricionista y ser complementada por ejercicios físicos.

En caso de pérdida de peso sin razón aparente, consulte a un médico.

Última actualización el 6 de Mayo de 2018 a las 09:36 pm.

Atención: Este sitio web no proporciona asesoramiento médico, diagnóstico o tratamiento. Todos los contenidos son meramente informativos y en ningún caso puede sustituir la relación médico-paciente. Si tiene cualquier duda, por favor, acuda a su centro médico o especialista.

Temas relacionados