Eritrocitos bajos: ¿Qué puede ser?

Los niveles bajos de eritrocitos en el hemograma son una señal de anemia o pérdida de sangre. Cuando los valores están debajo de lo normal, significa que los eritrocitos, también conocidos como glóbulos rojos, no están siendo producidos en una cantidad adecuada o están siendo destruidos rápidamente. Los niveles bajos de eritrocitos también pueden observarse tras pérdidas importantes de sangre.

Entre las enfermedades que afectan la producción de eritrocitos están las anemias causadas por deficiencia de hierro o vitaminas, anemia aplásica, cirrosis, leucemia, linfomas, insuficiencia renal e hipotiroidismo.

Existen también enfermedades que aumentan la velocidad de destrucción de los eritrocitos, como la anemia falciforme, talasemia, aumento del tamaño del bazo (esplenomegalia), porfiria y vasculitis.

El resultado del hemograma también puede presentar valores de eritrocitos bajos en casos de pérdida de sangre. Además de las hemorragias causadas por traumas, accidentes, cirugías y otras circunstancias, existen también trastornos que hacen que la persona pierda sangre, como los problemas de coagulación, sangrados en el aparato digestivo y alteraciones en el flujo menstrual.

Las personas que usan medicamentos para tratar el SIDA o cáncer también pueden presentar una cantidad más baja de glóbulos rojos en la circulación.

Los eritrocitos son las células que transportan el oxígeno de los pulmones al resto del cuerpo. Su coloración roja se debe a la hemoglobina, una proteína presente en el interior de la célula que se une al oxígeno para que este pueda ser llevado a los tejidos del cuerpo a través de la circulación sanguínea.

En los hombres, los valores de referencia de eritrocitos varían entre 4,500,000 y 6,000,000 por mm3, mientras que para las mujeres se ubican entre 4,000,000 y 5,500,000 por mm3.

Ya que la función de los eritrocitos es transportar oxígeno a los tejidos del cuerpo, por lo que se reducción causa debilidad, falta de aire y cansancio al realizar tareas.

La disminución del número de eritrocitos debe ser investigada que solicitó el hemograma, quien interpretará los resultados del eritrograma y de todo el examen junto con la historia y el examen clínicos del paciente. El hematólogo es el especialista indicado para identificar las causas y tratar las anemias.

Última actualización el 13 de Octubre de 2018 a las 10:19 pm.

Atención: Este sitio web no proporciona asesoramiento médico, diagnóstico o tratamiento. Todos los contenidos son meramente informativos y en ningún caso puede sustituir la relación médico-paciente. Si tiene cualquier duda, por favor, acuda a su centro médico o especialista.

Temas relacionados