Enfisema pulmonar: síntomas y tratamiento

¿Cuáles son los síntomas del enfisema pulmonar?

El principal síntoma del enfisema pulmonar es la falta de aire. La persona tiene la sensación de que estar sin aliento o no puede inhalar suficiente aire. Otras señales y síntomas comunes del enfisema incluyen tos, dificultad para respirar, producción crónica de secreciones y expectoración (flemas).

Una persona con enfisema pulmonar suele presentar un cuadro típico de tos crónica y falta de aire. La sospecha de enfisema aumenta cuando la persona es o ha sido fumadora, ya que el tabaquismo es responsable por hasta el 90% de los casos.

Es común que los pacientes con enfisema presentan también bronquitis crónica. Ambas enfermedades son consideradas Enfermedades Pulmonares Obstructivas Crónicas (EPOC) y tienen como principal causa el tabaquismo.

Los síntomas del enfisema pulmonar y de la bronquitis crónica incluyen falta de aire, dificultad para respirar al realizar esfuerzos y secreciones. La tos y las flemas, por su parte, son signos de bronquitis.

Es normal dejar pasar estos síntomas y no acudir con un médico. El enfisema, entonces, sigue avanzando y será en sus fases más avanzadas que el paciente sentirá falta de aire extrema al realizar tareas simples, como vestirse.

Sin un tratamiento, el enfisema puede traer consecuencias graves, pudiendo dejar a la persona incapaz de hacer cualquier esfuerzo o incluso causarle la muerte por incapacidad respiratoria.

El enfisema pulmonar es una enfermedad degenerativa crónica que provoca lesiones irreversibles en los alvéolos pulmonares. El enfisema surge debido a la exposición de los alvéolos a sustancias agresivas, como el humo del tabaco y otros contaminantes. Con el paso de los años, los alvéolos se inflaman y comienzan a romperse y formar ampollas, caracterizando el enfisema pulmonar.

La bronquitis crónica, por su parte, ocurre cuando los bronquios, que intercambian el aire que entra y sale de los pulmones, son afectados, estrechándose y produciendo flemas en exceso.

El neumólogo es el especialista indicado para evaluar los casos de sospecha de enfisema pulmonar, diagnosticar y tratar la enfermedad.

¿Cómo se trata el enfisema pulmonar?

El tratamiento del enfisema pulmonar puede incluir medicamentos broncodilatadores y corticoides, terapia con oxígeno, programa de ejercicios para rehabilitación pulmonar, cirugía de reducción de los pulmones a incluso trasplante de pulmón.

Ya que el enfisema pulmonar no tiene cura, el tratamiento debe mantenerse de por vida. El objetivo es disminuir los síntomas y retrasar la evolución de la enfermedad.

Por lo tanto, cuando antes se realice el diagnóstico, más eficaz será el tratamiento y mayor la esperanza de vida del paciente.

Además de los medicamentos, ejercicios y otras opciones terapéuticas, es fundamental dejar de fumar, sobre todo en las fases iniciales de la enfermedad. Dejar de fumar mientras la obstrucción del flujo del aire aún es leve o moderada puede retardar la falta de aire incapacitante.

El tratamiento puede incluir también medicamentos que ayudan a dejar de fumar o disminuir el consumo de tabaco.

Los broncodilatadores y los corticoides buscan mejorar la respiración y volverla más fácil. La rehabilitación pulmonar se realiza con ejercicios respiratorios que mejoran la calidad de vida del paciente.

Las personas con enfisema pulmonar en fases más avanzadas pueden necesitar del uso de oxígeno en casa, a veces durante todo el día.

La cirugía permite retirar las porciones más dañadas del pulmón y puede ser indicada en los casos más graves.

El trasplante de pulmón es la última opción de tratamiento para el enfisema pulmonar y sólo puede realizarse en algunos pacientes, cuando todas las otras terapias han fallado.

Los filtros de aire acondicionado deben mantenerse siempre limpios y se recomienda evitar el frío, ya que el aire frío provoca espasmos en los bronquios y dificulta la respiración.

El neumólogo es el especialista responsable del diagnóstico y tratamiento del enfisema pulmonar.

Última actualización el 6 de Abril de 2018 a las 12:56 am.

Atención: Este sitio web no proporciona asesoramiento médico, diagnóstico o tratamiento. Todos los contenidos son meramente informativos y en ningún caso puede sustituir la relación médico-paciente. Si tiene cualquier duda, por favor, acuda a su centro médico o especialista.

Temas relacionados