¿Las mujeres con riñón trasplantado pueden embarazarse?

Sí, las mujeres con riñón trasplantado pueden embarazarse, aunque el embarazo en estos casos es considerado de alto riesgo. Las complicaciones más observadas son la hipertensión arterial (presión alta) y parto prematuro.

Sin embargo, a pesar de que la probabilidad de complicaciones es más alta, el trasplante de riñón por sí mismo no es una contraindicación para el embarazo.

El éxito del embarazo de una mujer con riñón trasplantado depende de la planeación minuciosa antes del embarazo, basado en su salud general, historial de rechazo, presión arterial, entre otros factores.

El tiempo medio de espera entre el trasplante y el embarazo es de aproximadamente 3 años. Cerca del 70% de los bebés nacidos en estos embarazos nacen con vida.

Las complicaciones son más frecuentes porque cerca de la mitad de las mujeres que han tenido un trasplante de riñón desarrollan hipertensión arterial ligera, que es un factor de riesgo para la preeclampsia.

El riesgo de preeclampsia también aumenta las probabilidades de hemorragia e infección urinaria, además de dejar el organismo de la embarazada más frágil y susceptible a los riesgos de la propia gestación, que también sobrecarga los riñones.

El gran desafío de un embarazo después de un trasplante de riñón es preservar la salud materna y fetal durante todo el periodo gestacional, lo que requiere una planeación y asesoría rigurosos, que deben comenzar incluso antes de intentar el embarazo.

Última actualización el 1 de Junio de 2018 a las 12:57 am.

Atención: Este sitio web no proporciona asesoramiento médico, diagnóstico o tratamiento. Todos los contenidos son meramente informativos y en ningún caso puede sustituir la relación médico-paciente. Si tiene cualquier duda, por favor, acuda a su centro médico o especialista.

Temas relacionados