¿Qué hacer en caso de desprendimiento prematura de la placenta?

En caso de desprendimiento prematuro de la placenta, la embarazada debe acudir inmediatamente a la sala de urgencias. Una vez ahí, el equipo médico tomará la frecuencia cardiaca del bebé, examinará a la mujer, hará exámenes de sangre y realizará un ultrasonido.

Si bien el diagnóstico de un desprendimiento de placenta es principalmente clínico, ya que el ultrasonido no siempre detecta pequeños desprendimientos, el ultrasonido excluye la posibilidad de que se trata de una placenta previa, que es otra causa probable de sangrado uterino.

Si sospecha de un desprendimiento de placenta, la mujer debe prestar atención a los siguientes síntomas;

  • Sangrado vaginal o rompimiento de la bolsa con líquido sanguinolento;
  • Dolor abdominal o en la columna lumbar que surge de manera súbita;
  • Contracciones frecuentes, con poco espacio entre estas, o una contracción interminable;
  • Dejar de sentir que el bebé se mueve.

El desprendimiento de la placenta debe ser diagnosticado y tratado por el médico obstetra.

Última actualización el 27 de Abril de 2018 a las 12:53 am.

Atención: Este sitio web no proporciona asesoramiento médico, diagnóstico o tratamiento. Todos los contenidos son meramente informativos y en ningún caso puede sustituir la relación médico-paciente. Si tiene cualquier duda, por favor, acuda a su centro médico o especialista.

Temas relacionados