¿Cómo debe ser la depilación para el parto?

La depilación para el parto normal o cesárea es igual que la depilación íntima habitual. La única indicación es que la depilación no sea realizada poco antes del parto, ya que cualquier rasguño, corte o vello enterrado puede infectarse e inflamarse.

La depilación no provoca partos prematuros. La recomendación de no depilarse antes del parto es solamente para evitar infecciones e inflamaciones.

Es importante recordar que, durante el embarazo, principalmente al final de la gestación, hay un aumento de la circulación sanguínea en la pelvis, lo cual eleva aún más el riesgo de inflamaciones e infecciones.

Además, los vellos no afectan en el parto. Si el médico lo considera necesario, é mismo hace la depilación en la zona del corte, en caso de parto por cesárea, o recorta el vello, en caso de parto normal.

En caso de decidirse por la depilación, puede realizarla normalmente, pero evite en los días próximos al parto.

Si tuviera dudas en cuanto a la depilación durante el embarazo, hable con su obstetra.

Última actualización el 21 de Mayo de 2018 a las 09:08 pm.

Atención: Este sitio web no proporciona asesoramiento médico, diagnóstico o tratamiento. Todos los contenidos son meramente informativos y en ningún caso puede sustituir la relación médico-paciente. Si tiene cualquier duda, por favor, acuda a su centro médico o especialista.

Temas relacionados