¿Cómo saber si la fuente se rompió?

Cuando la fuente (o bolsa de aguas) se rompe, hay salida de líquido de la vagina que la mujer puede sentir como un chorro de líquido claro o con un ligero tono amarillento, o bien simplemente como una sensación de humedad en la región vaginal.

Esta sensación puede variar de mujer a mujer y depender de la cantidad de líquido que sale al momento de la ruptura. Es por eso que, en algunos casos, dependiendo de la actividad que la mujer se encuentra realizando, puede no sentir la ruptura de la fuente.

Cuando ocurre la ruptura de la fuente, la mujer debe acudir al médico que está dando seguimiento a su embarazo. Durante la consulta, el profesional evaluará la presencia de contracciones, así como otros parámetros importantes para identificar si la mujer ha entrado en trabajo de parto.

En la mayoría de los casos, la fuente se rompe durante el trabajo de parto, es decir, cuando la mujer comienza a sentir contracciones efectivas. Sin embargo, en cerca del 3% de los embarazos, la fuente se rompe antes de llegar a la semana 37 de gestación y antes de iniciar el trabajo de parto, lo cual es conocido como ruptura prematura de membranas.

Dependiendo de la edad de la mujer, el tratamiento será diferente, lo cual incluye:

  • Internado de la gestante;
  • Uso de antibióticos;
  • Realización de exámenes de laboratorio;
  • Ultrasoido;
  • Uso de corticoides;
  • Inducción del parto.

Estas acciones serán decididas dependiendo de cada caso y de las condiciones descrita previamente.

Cuando la mujer siente que la fuente se ha roto, debe acudir al hospital para ser evaluada detalladamente.

Última actualización el 3 de Junio de 2018 a las 04:53 am.

Atención: Este sitio web no proporciona asesoramiento médico, diagnóstico o tratamiento. Todos los contenidos son meramente informativos y en ningún caso puede sustituir la relación médico-paciente. Si tiene cualquier duda, por favor, acuda a su centro médico o especialista.

Temas relacionados